jueves, 6 de enero de 2011

Habilidades máximas que gestionan Marketing de experiencias y Team Building



Equipos artísticos que pueden gestionar Marketing de experiencias en el diseño de eventos de Marcas y actividades de Team Building usando los recursos de ocio con toda profesionalidad

Salvar la desconfianza inicial que los equipos artísticos que guardan secretos de gran valor en la construcción de equipos que se muestran como de alto rendimiento en el desarrollo de estructuras dramáticas que pueden tratar y trasladar grandes cantidades de contenido, mantienen frente a las agencias que se presentan como organizadoras de eventos, requiere una completa adaptación del mensaje empresarial al lenguaje artístico que manejan. Cansados de una contratación absurda que les sitúa sus productos en el mero valor Funcional de estos, son conscientes de toda la pérdida que se produce por el camino. Consciente de estas carencias y conocedores de los secretos que provocan fans en vez de clientes, ellos desestiman cualquier tipo de colaboración donde no halla dinero por medio y la suficiente necesidad de este que les permita callar, donde saben que deben hablar por la falta de conocimientos. 


El menosprecio habitual, al que están acostumbrados, debe ser paliado por un esfuerzo dirigido que les permita entender que no hablan para cumplir con los requisitos rutinarios de las necesidades corporativas y que se les está invitando a hablar, casi por primera vez, de las herramientas que usan, sugiriéndoles que se impliquen en la adaptación de ellas a contextos lejanos a los del mundo artístico.


Basilio, es el profesional que representa a un espléndido equipo de claqué que desarrolla espectáculos con una total visión estructural y que consigue una comunicación real con el público asistente. Su sonrisa descubre la implicación que en la tarea, que le impusimos, había desplegado, sus ojos brillan de emoción cuando despierta su estado creativo para adaptar todos sus secretos a las necesidades que le estábamos planteando. Su convicción es tal real como la que muestra el equipo que le comentaba la diferencia que hay entre la Imagen Corporativa y la Imagen de Marcas. 


Su arte desarrolla habilidades y cubre necesidades de tal calado que, yo creo, que todos los directores de RRHH deberían tener un Basilio para diseñar equipos de alto rendimiento. 


Para ellos, lo más importante era comunicar el gran valor de utilidad real que guardan entre un paso y un salto. 

Mi trabajo consiste en contar que todo lo que dice es cierto y la certeza llega de que, en realidad, soy como ellos. Vengo de allí y sé lo que falta por este otro lado. Llegando de este otro lado, sé que es lo que falta allí. La única salvedad es que ahora tú los necesitas más que ellos a ti, si tu camino es transformar tu Valor Funcional a Reputación en soportes publicitarios que trasladen grandes contenidos y tener empleados que puedan ser embajadores de Marca, en vez de autómatas que repitan tu slogan publicitario hoy para oírlo, en boca de tu competencia, mañana. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada