viernes, 2 de diciembre de 2011

Marketing de experiencias en negocios orientados al consumidor

Quitarle la careta a Marketing y dejar de competir en una economía de escala que se ha vuelto totalmente insostenible por la falta de recursos de tu consumidor habitual. Más la resabida mente de quien ya conoce tus estrategias y se muestra capaz de enfrentarse con displicencia a la negociación de parte y parte, reclamando ganar, allí donde tú nunca te pensaste que les obligabas a perder, es ganar donde empezaste a perder. Allí, donde tú aceptaste las formas de una Imagen Corporativa impasible y nada empática y justo desembocando en la plaza de la que no hay vuelta fidelizando justo, hasta donde dura la oferta y dando puntapiés para dejar espacio libre a más compra olvidando dar soluciones, por allí, solo te queda, descubrir las delicias de un Branding correcto y dar alas a una posibilidad de Imagen de Marca, capaz de convertirse en un miembro influyente de la comunidad donde vives compartiendo experiencias óptimas con tu consumidor, ayudándote de un Marketing que no siendo Marketing, toma palabra para llamarse Marketing de experiencias. 

Marketing de experiencias que sepa y pueda construir para Branding un Valor Funcional que no necesite generar necesidad porque sabe leer cual es la necesidad que impera. Un Valor Emocional que traslada belleza en todo lo que toque al consumidor y un Valor de Responsabilidad Social Corporativa que enriquezca a todos los interesados en tu modelo de negocio.

La Imagen de Marca queda al acecho y espera una oportunidad, allí donde la Imagen Corporativa, simplemente, no puede avanzar. Espacios vacíos en los puntos de encuentro revelan la importancia de prestar atención una vez avanza la relación y ya no valen según que cuentos o según que, aquellas leyendas urbanas o viejas como la misma tierra. Branding quiere Reputación para convertirse en un miembro influyente de la comunidad, pero ya creada tú comunidad, no hay Marketing que la sostenga solo con el vano intento del influir sugestionando o hipnotizando.



Negocio a consumidor

  • Construye tu negocio como Imagen de Marca.
  • Consigue un sello único de diferencia con tu competencia directa.
  • Transforma tu espacio en una experiencia única y diferenciadora.
  • Diseña y comparte experiencias positivas con los consumidores en el punto de encuentro.
  • Obtención de información útil, a tiempo real, que te ayude a diseñar estrategias más efectivas.

Y vueltas y más revueltas ¿Creías que era fácil amig@ mío? Sal y apuesta conmigo a ver cuantos conatos de éxitos y cuantos fracasos son anotados, en los momentos actuales porque de conocer conocemos aquellas experiencias del café, que ahora salen como setas en toda la capital madrileña, con un Valor Funcional correcto que ofrece infinitas posibilidades para los amantes del liquido elemento, que además, cuida a los amig@s que no toman café, con pequeñas y delicadas muestras de té, nata y chocolate caliente, frías o templadas. Se mantiene en un tiento de diseño de espacios atrayentes para cada grupo especifico, que acomoda en mullidos y cómodos asientos, acompañados de delicados juegos de iluminación y que además, ofrece un delicioso panorama que habla de una Responsabilidad Social Corporativa, que según, uno de esos empleados tan discretos que has de ir a buscar tú, se cumple al 75% con compra en el comercio justo y vente, conmigo luego, hasta la esquina, donde hay otra franquicia que, envalentonada y mal aconsejada, copia pero copia, de aquella otra manera un Valor Funcional que no difiere en nada del pasado de Reputación negativa que acumula, envuelto en un Valor Emocional que cambia belleza por rapidez, adornado con luces y decoración estridente que incomodan más que los asientos que te ofrecen y que pretende vender Valor de Responsabilidad Social Corporativa, para calmar una Reputación desastrosa con el anuncio de que compra su Valor Funcional en empresas que usan el mismo concepto publicitario que ella y que aún no han demostrado deseos de permanecer en el mercado creando Reputación óptima. Franquicia que grita yo soy porque compro en proveedores, tan famosos como yo, pero que aún no son conscientes de que el consumidor se sabe aquello de "Dime de lo que presumes y te diré de lo que careces" ¡Adiós, Responsabilidad Social Corporativa! que sufren empleados corteses pero de muy mal humor y que no puedes quitarte de encima, ni para tomar el primer, ni el último bocado con aquella mirada de "Cuanto, pero cuanto deseo que te vallas". Y sal y vente, por todos y cada uno de los locales cercanos y no verás ni uno solo que aguante una sola mirada complaciente. 

No, que te digo, que no es nada fácil. Hablar si es fácil pero hacer correctamente no querido amig@.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada